A todas las personas les encanta consentirse con un postre de vez en cuando, eso es un hecho a nivel internacional sin embargo, dependiendo el país las personas tienden a sentirse atraídas por sabores o ingredientes que pueden parecer exóticos para el resto del mundo.

En esta ocasión te presentamos algunos postres poco conocidos a nivel internacional, si tienes oportunidad de probarlos ¡hazlo! no te vas a arrepentir con la diversidad de sabores, texturas y experiencias que estos ofrecen:

 

Gula Melaka – Malasia

La gastronomia malaya guarda una herencia China e Indu notable que se pueden ver reflejadas es este postre nacional, un puding de perlas de sago (un tipo de palmera asiática) acompañado de una reducción de leche de coco, a veces infusionado con hojas de pandan y sirope de azúcar de palma.

 

Pastel de Belem – Portugal

Pastel elaborado con pasta hojaldre y crema inglesa; es una receta típica de la cocina portuguesa que se ha vuelto una de sus especialidades más características. Se elaboran en un “taller secreto” como lo llaman y su proceso de preparación dura dos días a puerta cerrada, trabajado únicamente según se dice por las únicas tres personas que conocen la receta original. Se consume tanto frio como caliente.

 

Tarta Medovik – Rusia

Su nombre significa tarta de miel, este era un ingrediente muy importante en la gastronomía rusa que se remonta a la época pagana; lo utilizaban como edulcorante natural mucho antes de que el azúcar estuviera disponible para elaborar postres. Se dice que este tradicional y exquisito postre, data de hace más de 200 años. El primer pastel de miel fue creado en la década de 1820 por un Chef personal del Zar ruso Alejandro I.

 

Ras Malai – India

Muy popular en el sur de Asia. Su ingrediente principal es el queso fresco llamado chena, típico de ese país. Es un platillo suave y delicado, cocinado en jarabe de azúcar y leche, sazonado con azafrán y cardamomo; comúnmente adornado con pistaches, almendras y frutos secos.

 

Sakotis -Lituania

También conocido como “pastel de árbol”, es una tarta tradicional de ese país, muy importante en celebraciones como bodas y cumpleaños. En su preparación se utilizan ingredientes nada inusuales como lo son: huevo, azúcar, harina y crema. Sin embargo, su preparación con hornos y batidoras especiales da origen a su peculiar forma «ramificada»

 

Mákos Tészta – Hungría

Tiene apariencia de un plato de pasta salado, sin embargo, este postre húngaro está hecho básicamente de fideos, azúcar, mantequilla y semillas de amapola. Tiene un sabor endulzado, pero no demasiado empalagoso, y su textura es similar a la pasta fresca. Es muy común encontrarlo en las cafeterías de Hungría.

 

Tangyuan – China

Se consume comúnmente durante las celebraciones del Año Nuevo, simbolizando la unión familiar. Son esferas de masa de harina de arroz similares a los dumplings, rellenas de ajonjolí negro o cacahuates que son sumergidas en un jarabe dulce.

 

Maple Taffy – Canada

Un postre elaborado con jarabe de maple hirviendo a 112 °C, el cual se derrama sobre nieve y se enrolla en un palo de madera o tenedor, logrando así una especie de paleta de caramelo. Es muy tradicional en la cultura de Quebec, Manitoba y Ontario, en Canadá.

¿Y tú ya has probado alguno?

Otros Artículos: