El té y la tisana son bebidas diversas y llenas de posibilidades, capaces de adaptarse a diferentes gustos. Específicamente el té hace referencia a la bebida elaborada con hojas de la planta camellia sinensis, y que pasan por diferentes procesos para producir la clase de té deseada. Las tisanas, por otro lado, se refieren a distintas infusiones realizadas con otros tipos de elementos vegetales como flores, hojas, especias, frutas, etc; diferentes a la camellia sinensis. Además existen los “blends”, que son combinaciones de té en mayor medida y agentes vegetales que dan sabor, como por ejemplo el té de jazmín, que normalmente es té verde saborizado con flores de jazmín,…